SEAT Tarraco, el español grandote
26/9/2018 Salones del Automóvil

SEAT Tarraco, el español grandote

Se trata del SEAT más grande, refinado y práctico fabricado hasta ahora.

En vísperas del Salón de París, el SEAT Tarraco hace su aparición. Este modelo, cuyo nombre se inspira en la ciudad mediterránea de Tarragona, es el primer SUV con capacidad de hasta siete plazas que el fabricante español lleva a producción.

Diseñado y desarrollado por SEAT en Martorell, pero producida en Wolfsburgo (Alemania), el nuevo Tarraco viene a completar la oferta de SUV de la firma, colocándose por encima de los SEAT Ateca y Arona. De hecho, la firma no duda en afirmar que se trata de su nuevo modelo insignia, honor que hace algunos años fue del sedán Exeo.

Construido sobre la plataforma MQB A+, este nuevo SUV con capacidad para 5 o 7 asientos, está altamente emparentado con el Volkswagen Tiguan. De hecho, con 4.735 mm de largo y 1.658 mm de altura, es presentado por SEAT como un vehículo robusto, amplio y práctico.

En el apartado estético, el Tarraco estrena el nuevo lenguaje de diseño que de ahora en adelante adoptarán los próximos integrantes de SEAT. Es así que encontramos elementos distintivos como como la prominente parrilla o los faros Full LED con la típica luz diurna en forma triangular.  En la parte trasera se destacan las ópticas LED con luces dinámicas.

Puertas adentro, nos encontramos con el Digital Cockpit de SEAT de 26 cm (10.25’’), así como una pantalla de 20.3 cm (8’’) colocada en la consola central. Esto es complementado por el sistema de infoentretenimiento que, por vez primera en un vehículo de la firma española, inclute la función del Control Gestual, mediante el cual se pueden controlar algunas funciones con un sencillo movimiento de la mano frente a la pantalla.

En cuanto a motorizaciones se refiere, el SEAT Tarraco se presenta con un par de impulsores de cuatro cilindros con inyección directa, turbo y tecnología Start&Stop. El primero es un 1.5 Litros con 150 CV asociado a caja manual de seis velocidades, mientras que el segundo es un 2.0 L con 190 CV, el cual se acopla a una caja DSG de siete velocidades y al sistema de tracción total 4Drive.

En cuanto a la opción diésel está un cuatro cilindros TDI de 2.0 litros capaz de erogar 150 o 190 CV según la versión.  Por cierto, gracias al control dinámico de chasis (DCC), el conductor puede elegir los ajustes dinámicos que más prefiera, pero al mismo tiempo este sistema también puede adaptarse automáticamente, modificando sus características en función del camino y el estilo de conducción de cada momento.

De acuerdo a SEAT, estos son los impulsores iniciales, ya que en el futuro se añadirán “otras tecnologías de motorización alternativas” (ó sea eléctricos e híbridos), algo que no debe de sorprender, debido a que todo el Grupo Volkswagen está inmerso en una carrera por electrificar la mayor cantidad de vehículos posible. De hecho, no hay que olvidar que en la muestra parisina debuta de manera oficial el Audi e-tron.

De vuelta al Tarraco, se destaca su dosis de equipamiento de seguridad con la inclusión de ayudas electrónicas como el asistente de cambio involuntario de carril y el asistente de frenado automático de emergencia Front Assist con reconocimiento de peatones y ciclistas, los cuales vienen de serie para los modelos comercializados en Europa. Como equipamiento opcional,se  destacan sistemas como el detector de ángulo muerto, el reconocimiento de señales de tráfico, el asistente de tráfico (Traffic Jam Assist), el control de crucero adaptativo (ACC), el encendido automático de luces y el asistente de emergencia (que avisa al conductor si detecta su inactividad al volante, e incluso acciona el freno suavemente). También incluye el sistema de llamada de emergencia automática (eCall), o el asistente de precolisión y detección de vuelco.

¿Cuándo se lanza? En diciembre en Europa, pero a la Argentina no llega, acá tenés la Volkswagen Tiguan Allspace.

 

Galería SEAT Tarraco

SEAT Tarraco 2020

1 de 7

¿Qué opinás? Contanos