Novedades

¿Alineación o balanceo?: Estas son las diferencias

Para evitar confusión, te contamos de que van estos dos procesos.

¿Alineación o balanceo?: Estas son las diferencias

Hemos escuchado que un vehículo requiere de alineación o balanceo, y en la mayoría de las ocasiones las personas llegan a confundir estos procesos. Para evitar esta confusión, te vamos a ayudar distinguir cada proceso, así como los síntomas para que puedas aprender a identificarlos si es que algún día tu auto requiere de estos servicios tan importante.

Alineación

¿Tu auto se carga ligeramente hacia la derecha o izquierda cuando sueltas el volante por un par de segundos? Si la respuesta es sí, lo que debes hacer es llevar tu vehículo a alinear, con la finalidad de corregir la dirección y el vehículo pueda transitar sin problema alguno en línea recta.

Que tu auto esté perfectamente alineado ayuda a:

1- Aumentar la vida útil de las cubiertas, previniendo un desgaste irregular.

2- Tener un mejor rendimiento de combustible, ya que disminuye la fricción del contacto que tiene la goma con la superficie.

3 -Tener un mejor desplazamiento del vehículo, contribuyendo al manejo y la seguridad.

Es momento de realizar el servicio de alineación cuando:

1- Sufriste un impacto fuerte, desde un choque hasta un bache sobre el asfalto.

2- Se cambió alguna pieza de la suspensión o dirección.

3- Algún comportamiento extraño en el vehículo, con la tendencia de ir hacia un lado u otro.

4- Encontraste un desgaste importante en las ruedas.

5- Se sustituyeron los neumáticos.

Balanceo

¿El volante de tu auto vibra o hace ruidos extraños a determinada velocidad? Si la respuesta es sí, lo que debes hacer es llevar tu vehículo a balancear, con la finalidad de ajustar los ángulos de las llantas para distribuir el peso de las ruedas, manteniendo un equilibrio correcto entre ambos. Asimismo, se deberá mantener los neumáticos en posición vertical y paralelos entre sí.

Que tu auto esté perfectamente balanceado ayuda a:

1- Que la rueda gire sin provocar ningún tipo de vibración en el volante, tablero, piso o incluso en los asientos.

2- Mantener un buen confort de manejo.

3- Evitar el desgaste de las llantas y optimizar su desempeño al rodar.

4- Alargar la vida útil de la suspensión.

Es momento de realizar el servicio de balanceo cuando:

1- Se nota desgaste en la orilla de las ruedas.

2- El vehículo o alguno de los componentes emite ruidos o vibraciones.

 

Ambos servicios son de suma importancia para mantener tus neumáticos en óptimas condiciones, así que no te olvides de realizar revisiones de forma periódica.

 

Astrid Zapata recomienda

¿Qué opinás? Contanos